Sobre el Hombre Topo

SOBRE EL HOMBRE TOPO:

Somos un grupo de producción literario e intelectual definido por su obsesión por la crítica cultural, la escritura, el cine, la filosofía y la traducción. Esperamos difundir ideas, textos, traducciones, fragmentos inteligentes de una luz no tan lejana.
Escriben en esta revista: Franco Bordino, Matías Rano, Gustavo Roumec, Tiépolo Fierro Leyton, Juan M. Dardón, Tomás Manuel Fábrega y Xabier Usabiaga.

sábado, 9 de noviembre de 2013

Intervención vanguardista




Intervención vanguardista (serie de Soja)


Flema, Osvaldo y Juan estaban sentados contra la pared de lo que había sido una farmacia. Ahora abandonada, los vidrios destruidos, una reja impedía el paso. El trío intentaba descifrar como podía haber entrado el hombre, que entre papeles de diario y cartones, dormía ahí, a veces acompañado por su pareja, otro reo, al que se lo veía siempre borracho intentando pelear con las camionetas, flamantes de abogados y concejales..

- lo peor es cagarse y vomitar a la vez.- afirmó Osvaldo.
- Te partís en dos, como si uno te tirara del cuello y otro de las piernas.- acotó Lucas ilustrativo.
- Quiero volver a casa, creo que tengo cólera.
- ¿querés?- Juan extendió la botella y flema le dio un largo trago interrumpido por una arcada.
- ¿por qué no te compras un protector hepático antes de seguir bebiendo?- preguntó Osvaldo.
- ¿a esta hora? ¿dónde?
- En lo de la Tana.- repuso Juan.
- Paso la medianoche por si no te diste cuenta.
- Esta abierto, lo de la Tana, está siempre abierto, año nuevo a las doce está abierto.- empezó Osvaldo.- es gente trabajadora, gente que en un año hace la fortuna que vos haces en toda tu vida, porque trabajan DIA y noche...
- así son los cáncer que se agarran.- dijo Juan
- No hay secretos: iniciativa, trabajo.- términó Osvaldo ignorando la acotación de Juan.
- Prefiero caminar.- dijo flema.

El trío se puso a transitar las calles de la ciudad dormida. Osvaldo señaló la cara de un político en un afiche; “ese mentiroso va a ganar las elecciones” dijo y se puso a monologar sobre el mentiroso hasta que Juan lo interrumpió para señalarle que en la casa de cultura estaba la muestra llamada “la ciudad no duerme”. Una exhibición de lo mejor del arte vanguardista zonal, auspiciada por la secretaria de cultura.
Entraron.
El grupito de artistas se agrupababa en un oscuro rincón del lugar.

- me siento mal de nuevo.- dijo flema.
- Ahí tenes un inodoro.- señalo Juan.
Al pie del inodoro, blanco, sin tapa, una placa decía;”Simbiosis conyugal” autora Felicita Herrera de Cordes, curador; Thomas DuPont. Una pareja giraba en torno a la obra y dialogaba bajito, después le sacaron una foto.



- ¡ignorante!- Osvaldo a Juan.- sos un completo insensible.
- Un hijo de puta.- acotó flema.

Mas adelante, sobre una mesita circular, había un teléfono antiguo, entre dos panes como si fuera una hamburguesa.

- las cosas que hacen estos chicos con tal de no bañarse.- reflexionó Osvaldo.

Caminaron por un pasillo: un manojo de llaves colgaba del techo y dos jovencitos con camisa negra y corbata blanca a rayas azules le sacaba fotos.
Juan y sus amigos dieron con el anfiteatro y entraron, dentro había una función consecuente con la muestra.
Sobre el escenario había una chica con nariz de payaso, anteojos rectangulares con marco negro, llevaba ropa negra ajustada y sobre esta un vestido rosa, de bailarina clásica. Se bajó del escenario y empezó a correr entre el publico mientras gritaba;

- i am lady mac beth. ¡no me culpeis sigmund!... OXIPUSIUS, OXIPUSIUS. ¿where are you hamlet?. OXIPUSIUS.- gritando corrió hasta Juan y se detuvo frente a el.
Pausa.
Acto seguido: alzó con ambas manos una botellita transparente que contenía yogurt bebible de frutilla, y dijo;
- este sacrificio es para ti. ¡OH macho de bolas sagradas!
Dicho esto se volcó el contenido de la botellita en el escote.

FLEMA
¿Dónde esta el baño? (dirigiéndose a la actriz)
ACTRIZ (sin salirse del trance)
OH macho sagrado de bolas coloradas, venid y revolcaos conmigo en el fango.
Sale flema corriendo en dirección al pasillo.

ESCENA 2
Flema en el pasillo vomita algo amarillento. Entran Osvaldo y Juan. Juan le alcanza la botella a flema que bebe un trago, se hace un buche, escupe a un costado.
FLEMA
Me siento aliviado.

TELON.

Fueron hasta un lugar donde se amontonaban unos jóvenes en torno a una mujer que horneaba muñecas con manteca, huevos y leche, e imprimía símbolos y palabras en pedazos de pan que distribuía entre el publico. La obra se llamaba; “estómago ciego”

- habla sobre la imposibilidad de percibir el propio dolor por la proyección de la culpa hacia el mundo, situación colectiva de egocentrismo que causa destrucción en la sociedad.- así hablo Juan y Osvaldo lo miro estupefacto.- está acá, en el folleto.- aclaró.

Dentro de un calabozo, hecho de cartones y pintado de verde fosforescente, había una chica, vestida con pollera, camisa negra, anteojos rectangulares de marco negro y corbata blanca a rayas azules, sentada frente a un viejo televisor en cuyo tubo estaba pegada la foto de una vaca.

- que bueno que se disuelvan las distancias entre artistas y los que disfrutamos de la obra.- dijo Juan dirigiéndose a la chica, mientras escudriñaba el televisor.- es un reflejo de la realidad.- se rascó la nuca. La muchacha comenzó a inquietarse y cuando Juan la invitó a tomar una cerveza, rechazó la invitación con tono pedante. Juan se sintió discriminado.
Flema, que veía la escena, le dijo a Osvaldo; “cuidá que no venga nadie” y se metió al calabozo, “arrodíllate Yoko Ono”; dijo sacando la navaja.

-


Un rato más tarde los tres muchachos bajaban por las calles desiertas. Se dirigieron a la casa que flema ocupaba con cinco muchachos y una muchacha embarazada.
Al rato llegó la policía y se llevó a tres de los cinco muchachos que compartían la vivienda con flema.


Al día siguiente se hizo la entrega de premios a las tres mejores obras.
El tercero fue para; “la celda boba”, el jurado le subió mucho el puntaje al ver el detalle de las manchas de semen en el suelo.
El segundo fue para la hamburguesa teléfono.
El primer premio y la ovación del publico fue para una obra anónima, sin titulo, era el vomito, seco, amarillento, que flema había dejado en el pasillo, fue fotografiado, comentado e interpretado por expertos críticos del arte.




Matías Rano

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada